Igual que Mercedes-Benz, Volvo y Lotus, la legendaria marca Aston Martin ya también es parcialmente propiedad de la china Geely. ¿Queda alguna que no tenga algo de China? Sí. Pregúntanos.

aston-martin-v12-vantage-roadster_100852192_h

Aston Martin le dio entrada a Geely como nuevo inversionista luego de una “emisión de derechos”, cuyo objetivo es recaudar fondos para pagar deudas, así como para impulsar la inversión en productos futuros. Como se detalla en una presentación regulatoria emitida ayer, Geely adquirió el 7.6% de las acciones de Aston Martin. El monto pagado no ha sido revelado.

La participación se une a las principales participaciones existentes de Geely en Mercedes-Benz, Polestar y Volvo. El gigante automotriz chino también controla una variedad de fabricantes de automóviles de propiedad privada, incluidos Proton y Lotus. El Fondo de Inversión Pública de Arabia Saudita, también adquirió el 18.7% de las acciones, lo que lo convierte en el segundo mayor accionista de Aston Martin, y así como lo es del 9.7% de Mercedes-Benz. El mayor accionista sigue siendo el Director de la misma (millonario de la moda) Lawrence Stroll y papá de un corredor de F1 del mismo nombre. Hasta el momento no sabemos si de Porsche, también ya compraron acciones los chinos en la Bolsa accionaria de Frankfurt.